curso-masajista-canino

El juego de tirar la pelota o un palo, sin duda es divertido, pero debemos estar atentos y diferenciar si nuestro perro está obsesionado.
Aquí algunas preguntas para identificar esta peligrosa adicción…
¿Te pide la pelota ladrando?
¿No juega ni interactua con otros perros si hay una pelota cerca?
¿Te pide que se la lances continuamente?
¿No sabe desconectar del juego?
Si tus respuesta han sido “sí”, te invitamos a que investigues sobre otros tipos de juegos para tu perro, que le proporcionen menos excitación y más estabilidad.

308 View